Una alianza global por la libertad de prensa

La censura que Nicolás Maduro perpetuó contra Infobae no es un caso aislado. El régimen venezolano ha hecho lo mismo con otros medios locales e internacionales. Durante los últimos años, otras publicaciones también han sido “desconectadas” de la Red en en todo el mundo. Pero la censura a los medios tiene solución

La censura de un gobierno contra un medio es un instrumento burocrático que puede quedar obsoleto si la tecnología es usada y organizada del modo adecuado. Algunos medios tienen los recursos para hacerlo, pero otros no y quedan en la historia como las víctimas de la censura a la prensa y las restricciones a la libertad de expresión.

Desde hace unos días Infobae está disponible en Venezuela porque instrumentó una plataforma técnica que invalida la censura cada vez que el régimen bolivariano la ejecuta. Nada muy distinto a las estrategias técnicas que ha tomando la piratería para volverse “imparable” a lo largo y a lo ancho del mundo. Pero Infobae pudo hacer esto porque tuvo la posibilidad de destinar un equipo y recursos a trabajar contra la censura de Maduro. Otros medios no tienen esa alternativa.

Debería ser posible imaginar, diseñar y poner en marcha una alianza global por la libertad de prensa, de la que participen los medios, las Naciones Unidas y jugadores del mercado tecnológico como Google, Facebook, Amazon y Twitter, por solo mencionar a algunos.

Sería un refugio técnico construido por las empresas más prestigiosas, con el respaldo de las Naciones Unidas y al que pueda acudir cualquier medio que esté censurado en uno o varios países.

En ese caso, un gobierno no estaría censurando a un medio de comunicación. Estaría censurando a la ONU y a servicios masivos como Google y Facebook. Censurar a la prensa, en ese caso, tendría una repercusión masiva a escala global, ya que se estaría bloqueando el acceso, ya no a un medio sino, a las redes sociales y a las Naciones Unidas. Censurar a la prensa sería censurar buena parte del tráfico de internet.

Esa alianza global, ese refugio técnico, podría dejar sin efecto no todos, pero sí muchos de los ataques que padece la prensa en todo el mundo.

Muchos periodistas y programadores colaboraríamos desinteresadamente en un proyecto que tenga ese objetivo: usar la tecnología para garantizar la libertad de prensa y la libertad de expresión.

Internet no puede ser un registro global de víctimas de la censura a la prensa. Internet es la herramienta más poderosa para garantizar la libertad de prensa. ¿Para qué la vamos a usar?

 

Publicado originalmente en Infobae.