Elearning y OpenSim: hacia una internet tridimesional y colaborativa

Desde julio, Julián, Ferrán y Erik, de Argentonia, vienen trabajando sobre OpenSim, un proyecto abierto de simulación, una plataforma para desarrollar mundos virtuales a la carta, con ciertas especificidades y orientado a usos muy concretos. Y sobre todo, para tener soberanía sobre el servidor que soporta la simulación.

La interfaz “mundo virtual” es para nosotros una preview de elearning que viene. Es por eso que estamos trabajando en ese sentido: durante el verano comenzaremos a liberar parcelas de ese primer gran sim local para proyectos educativos y culturales.

La semana pasada, Julián nos envió un “dibujito” que hizo mientras escuchaba ronronear el server que tiene en su casa.

OpenSim Argentonia

Supongo que Erik Perry/Leonardo Penotti adelantará en Rosario Blog Day hacia dónde va Argentonia creando su propio ciberplaneta. Por ahora, le pedimos a Julián Watts/Julián Paredes que nos explique el abecé de OpenSim:


> ¿Qué es open sim?

Watts: OpenSim es un simulador de código abierto que utiliza el mismo standard que Second Life para comunicarse con sus usuarios. Por ende hace posible que los usuarios puedan utilizar el mismo software que provee Linden Labs para conectarse a un servidor controlado por organizaciones o individuos sin relación con esta empresa.

> ¿Para qué sirve?

Watts: Sirve para simular entornos virtuales de forma independiente al mundo de Second Life, desde una infraestructura propia.

> ¿Ventajas?

Watts: Se rompe definitivamente la dependencia con Linden Labs para poseer una simulación propia. Además, al romperse el monopolio en la extensión de territorio virtual, los costos bajan drasáticamente, derribando una de las principales barreras de entrada, asemejándose a la arquitectura descentralizada que propulsó el crecimiento de la web.

> ¿Desventajas?

Watts: El proyecto aun no alcanza un estado de maduración tal para ser considerado como una alternativa a el territorio que ofrece Linden. No se comparte la base de usuarios ni tampoco existe una economía interna, pues no existe un sólo organismo que controle todos los servidores.

Aquí el escenario comienza a asemejarse a una verdadera internet tridimesional y colaborativa…