El poder de digg.com

El gran Andy Carvin experimentó el poder de digg.com. Lejos de la intención del autobombo o la autopromoción y compartiendo un posteo buenísimo sobre vandalismo en el la Wikipedia, Carvin propuso en la lista de pendientes de digg.com el post Wikipedia Blocks School’s Editing Privileges Due to Vandalism, que en 24 horas recibió más de 800 diggs y 100 comentarios. Sorprendido, lo cuenta en su blog, que de un promedio de 1.000 diarias visitas saltó a las 10.000 el día que la comunidad de digg.com decidió ponderar su trabajo.

Post relacionado | Softwares que cambian las cosas, sujetos que toman las riendas