Eduardo Kac: Bioarte, arte transgénico, telepresencia y bio-robótica

Todo en Buenos Aires y con servidores dedicados, video proyectores, mezcladores de video, lámparas de luz ultravioleta y presentado por Eduardo Kac, el artista plástico brasilero conocido por el chip que lleva en el tobillo y por la creación de Alba, la coneja transgénica verde flúo.

Es más fascinante que contundente. Quizá por eso, entre otros motivos, se considera un artista y le escapa a la ciencia. Y así nomás, al pasar, provoca: “Darwin habló de la mutación y la supervivencia de los más fuertes. Para mí los dos nuevos procesos evolutivos son Fed Ex y Wall Street. Wall Street decide lo que va a vivir y Fed Ex lo comunica”.

Esta semana el Espacio Fundación Telefónica inauguró la muestra “Eduardo Kac. Obras vivas y en Red, fotografías y otros trabajos”, una exposición del artista brasilero pionero en el bioarte, que se exhibirá hasta el 28 de mayo próximo en Arenales 1540, de esta ciudad, de 14:00 a 20:30, con entrada libre y gratuita.

En el marco de la muestra y moderada por la artista argentina Mariela Yeregui, ayer se realizó la conferencia “Kac. Diálogo en contexto”, en la que el artista Eduardo Kac mantuvo una charla con la curadora Graciela Taquini.

Kac hizo un recorrido desde su sitio web [www.ekac.org] por algunas de sus obras y explicó sus criterios estéticos y fundamentos artísticos. Y luego nos acompañó a recorrer las cuatro obras que trajo a Buenos Aires.

La obra de Kac transforma la idea misma del arte, y propone nuevas formas de pensar las producciones artísticas. Por eso es que se sirve de los elementos que le son contemporáneos, explicó. Los medios de comunicación, la genética, Internet, la robótica, la simultaneidad, otras formas de presencia, todo se mezcla.


No tanto a mitad de camino entre la ciencia y el arte como en un proceso de experimentación ultramoderno, Kac renueva de forma insoslayable los debates entorno al espacio público y al enjuego de sentidos. Abre discusiones innovadoras sobre la idea de centro y periferia y propone con sus obras nuevas preguntas sobre la percepción, la presencia y los puntos de vistas.

El arte de Kac, que comenzó allá lejos y hace tiempo por los tempranos años ochenta, recupera conceptualmente e innova con propiedades materiales los pilares del arte de vanguardia que planteaba Oscar Masotta: obras que se nutren de la historia del arte pero que plantean una ruptura (o una superación) respecto de aquello que la precedió; obras abiertas que den cuenta en forma dinámica la complejidad que encarnan y la puesta en cuestión de géneros. Nada más traducido en kac, quien es visto tan cerca y tan lejos de la ciencia como del arte.

A Kac le interesa menos la idea de cyborg que la de bio-robot. Es decir, experimenta con la introducción de vida en maquinas, antropomórficas o no. Diseña complejidades físicas y relacionales que vuelven imposibles las fronteras que separan los real de lo virtual, lo biológico de lo tecnológico. El arte y la ciencia no se funden pero se toman prestados reciprocamente métodos, materiales y técnicas.

¿El desafío? “Encontrar una subjetividad nueva, ¿qué es este tipo de arte? Yo aspiro a que si no ahora, algún día, la obra sea disfrutada de manera sensual”.

Vayan a ver la muestra porque se trata del arte más actual. Renueva la sorpresa en el arte, aun cuando nos asumimos como público o hemos leído sobre la obra. Podrán ver tres instalaciones interactivas “Genesis”, “Teleporting an Unknow Space”, “Move 36″, y la serie de fotografías y objetos “Rabbit Remix”, que comenta Angie en su blog.

Enlaces relacionados:
Eduardo Kac | www.ekac.org
Clarín | Eduardo Kac: “El arte imposible de hoy es la banalidad de mañana”
Temakel.com | Entrevista a Eduardo Kac, impulsor del llamado arte transgénico
El Mundo | El creador de seres imposibles
3 Puntos | El arte después de la muerte del arte
UOC | El arte transgénico